Una “soñadora” quiere ser Asambleísta en el estado de Nueva York

Su pasado como inmigrante indocumentada y el trabajo como abogada y conocedora del sistema de servicio público son las cartas fuertes en la carrera de la colombiana Catalina Cruz como aspirante a representar al Distrito 39 en la Asamblea Estatal de Nueva York

Catalina Cruz, junto a seguidores del Club Democrático Nuevas Visiones, reflexiona sobre el primer aniversario de la Administración Trump. La reunión se realizó en el Parque Travers, de Jackson Heights, Queens, Nueva York. Foto Inmigración.com/Cortesía de Catalina Cruz
Carmen Molina Tamacas / Inmigración.com

NUEVA YORK.- Más de una década como abogada al servicio de los trabajadores, conociendo sus temores, luchas y necesidades, y su propia vivencia como inmigrante indocumentada dan impulso a la carrera de Catalina Cruz para convertirse en la primera “soñadora” en la Asamblea Estatal de Nueva York.

Esta colombiana nacida en Medellín, llegó a los 9 años de edad junto a su madre, Rosa Agudelo, en 1992. Durante una década permanecieron indocumentadas y sufrieron muchas limitaciones, pero Cruz decidió tomar las oportunidades que solo da este país, estudió leyes y logró solventar su estatus migratorio.

No obstante, ella se define como “soñadora” y, como tal, abraza la causa en este momento crucial. Su objetivo es ser la primera “soñadora” en la Asamblea estatal de Albany como representante del Distrito 39 y elevar la voz para apoyar diversas iniciativas de ley como la Dream Act estatal que beneficiarían a miles de jóvenes que, como ella, fueron traídos siendo niños.

Catalina Cruz quiere ser la primera “soñadora” en la historia de Nueva York que ocupa un asiento en la Asamblea Estatal. A través de su trabajo en el Comité de Inmigración del Concejo de NY, aprendió a conocer de cerca las necesidades de la comunidad. Foto Inmigración.com/Cortesía de Catalina Cruz

“Siempre había tenido la idea de lanzar mi candidatura pero pensé que sería dentro de cinco o diez años. Fue una cuestión de que se alinearan las estrellas. En la Asamblea Estatal casi no hay vacantes y me pareció una oportunidad excelente para que haya una voz que ha faltado”, dijo Cruz. Esa vacante es la del ex asambleísta Francisco Moya, quien ahora integra el Concejo Municipal.

El Distrito 39 incluye los vecindarios de Elmhurst, Corona y Jackson Heights, en Queens, de gran tradición inmigrante. Según el Atlas Estadístico, tiene 122.097 habitantes repartidos en 37.872 hogares; y un dato muy importante, los hispanos constituyen el 55.7 por ciento de la población en el distrito.

Carrera de servicio público

Después de graduarse como abogada de John Jay College of Criminal Justice, Catalina Cruz comenzó en 2009 una carrera de servicio público que la llevaría a recorrer organizaciones y diversas entidades locales y estatales. Su primer trabajo fue como abogada para inquilinos de bajos recursos económicos para Goddard Riverside Law Project. De 2012 a 2014 se desempeñó en la División de Asuntos y Política del Inmigrante, del  Departamento de Trabajo del estado de Nueva York, donde entrenó a 4.000 delegados en cómo reconocer y atender a las víctimas de tráfico laboral, ya que según explicó se trata de una población vulnerable y muy propensa a no denunciar los abusos por temor.

Posteriormente trabajó en el Comité de Inmigración del Concejo Municipal de Nueva York que, entre otros proyectos, redactó y puso en marcha la legislación para crear la tarjeta de identificación municipal y supervisó la implementación de la Iniciativa para los Menores sin Acompañante. Luego volvió a trabajar de cerca con el Gobernador Cuomo para crear una unidad anti-represalias para que los trabajadores pudieran contar con apoyo en sus procesos contra los empleadores abusivos y explotadores.

Su último trabajo fue como jefa de Gabinete de la ex concejala Julissa Ferreras-Copeland, quien se desempeñó como presidenta del comité de Finanzas del Concejo Municipal.

Catalina Cruz se graduó de abogada en 2005 de John Jay College of Criminal Justice. Foto Inmigración.com/Cortesía de Catalina Cruz

Su plataforma

Además de apoyar el Dream Act Estatal, la plataforma de Catalina Cruz incluye propuestas para temas críticos en su distrito, como impulsar legislaciones que garanticen vivienda accesible y digna para las personas de bajos recursos económicos, mejoras al sistema de transporte público (subterráneo y buses), protección a los inmigrantes, acceso a programas de salud y licencias de conducir sin restricciones.

Catalina Cruz contó que fue en el primer año de haber sido elegido Donald Trump, el 7 de noviembre de 2017, fecha que coincidió con el 25 aniversario de haber emigrado de Colombia junto a su madre, cuando decidió lanzar su candidatura. “Fue muy simbólico. No es por mi, no lo hago por dinero ni por fama ni por tener un título, es más bien el desarrollo lógico de mi trabajo y quiero trabajar por mi comunidad”, afirmó.

La única contrincante de Cruz, por el momento, es Aridia Espinal, quien trabajó para Moya y es líder del Western Queens Democratic District. Aunque el Gobernador Cuomo ha convocado elecciones especiales para el 24 de abril, Cruz estará postulada para las elecciones primarias a realizarse en septiembre próximo.

Cruz afirma que si bien Espinal cuenta con el apoyo del partido, ella se dedicará a buscar el apoyo directo de los votantes, quienes son los que, al final, tienen la última palabra en el ejercicio democrático.