Suben las detenciones de familias en frontera sur pese a separaciones

Como había sucedido en junio, las estadísticas de julio muestran un incremento del porcentaje de familias arrestadas en el límite con México respecto al total de aprehensiones de inmigrantes irregulares registradas ese mes por la Patrulla Fronteriza, informó el Departamento de Seguridad Nacional

Familias migrantes son procesadas en la Estación Central de Autobuses antes de ser trasladadas a Caridades Católicas en esta imagen tomada el martes 26 de junio de 2018, McAllen, Texas. Pese a la política de "tolerancia cero" hacia la inmigración indocumentada el ingreso de familias aumenta. Foto EFE/LARRY W. SMITH
EFE

WASHINGTON.- La proporción de familias inmigrantes que fueron detenidas en la frontera sur aumentó en los meses de junio y julio pese al efecto disuasorio buscado por el Gobierno del presidente Donald Trump, con las separaciones de menores, según datos oficiales difundidos el 8 de agosto.

Como había sucedido en junio, las estadísticas de julio muestran un incremento del porcentaje de familias arrestadas en el límite con México respecto al total de aprehensiones de inmigrantes irregulares registradas ese mes por la Patrulla Fronteriza, informó el Departamento de Seguridad Nacional.

De este modo, en julio la proporción de familias que viajaban juntas y fueron detenidas alcanzó el 29,57 % (9.258 personas) del total de interceptados en la zona fronteriza meridional, en comparación con el 27,67 % (9.434 detenidos) de junio y con el 23,51 % (9.485 detenidos) en mayo.

Los datos publicados este 8 de agosto por el Gobierno dejan entrever que las políticas de “tolerancia cero” impulsadas por la Administración Trump no lograron el efecto disuasorio buscado en la llegada de familias.

Esas medidas de “tolerancia cero” fueron aplicadas a partir de abril, cuando el fiscal general, Jeff Sessions, ordenó que todos los inmigrantes que accedieran al país irregularmente por la frontera sur fueran procesados criminalmente, lo que en la práctica suponía la separación de familias.

A finales de junio, Trump se vio obligado a alterar sus nuevas medidas tras la acuciante presión, incluso dentro de su partido, que le acusaba de “inhumanidad”, por lo que ahora los padres e hijos pueden permanecer juntos en centros de detención de inmigrantes, aunque la viabilidad legal de la medida es incierta.

Los datos presentados sí que muestran un descenso en la llegada total de inmigrantes irregulares desde mayo, cuando se alcanzó el máximo durante este año fiscal -iniciado en octubre-, con 40.333 personas detenidas, ya que en junio hubo 34.095 arrestados y en julio, 31.303.

La cifra de julio, sin embargo, es significativamente superior a la del mismo mes de 2017, cuando el total de aprehensiones alcanzó los 18.187 inmigrantes.