Optimismo entre los mexicanos en EE.UU. por la elección de AMLO como presidente

"Creo que la relación será muy buena. Veremos lo que ocurre, pero realmente creo que será muy buena", dijo Trump sobre su conversación con López Obrador, que duró media hora y versó sobre seguridad fronteriza, comercio y el Tratado de Libre Comercio de Norteamérica

Presidente electo de México, Manuel Andrés López Obrador. Foto EFE/Archivo
EFE

LOS ÁNGELES, CA.- Aunque no todos están de acuerdo con sus propuestas políticas, la elección de Andrés Manuel López Obrador como presidente de México ha producido una corriente de optimismo entre los mexicanos que residen en los Estados Unidos, que son más de 35 millones.

AMLO, como es conocido el político izquierdista que logró un avasallador triunfo en las urnas este domingo, habló hoy por teléfono con el presidente estadounidense, Donald Trump, quien ha empleado duras expresiones contra los mexicanos y acusado al Gobierno del presidente saliente Enrique Peña Nieto de “no hacer nada” por Estados Unidos en la frontera común.

“Creo que la relación será muy buena. Veremos lo que ocurre, pero realmente creo que será muy buena”, dijo Trump sobre su conversación con López Obrador, que duró media hora y versó sobre seguridad fronteriza, comercio y el Tratado de Libre Comercio de Norteamérica.

Francisco Moreno, representante del Concejo de Federaciones Mexicanas (COFEM), dijo a Efe que la relación que forje López Obrador con Trump es muy importante para el mejoramiento de la relación entre los dos países.

“En la historia a veces se acercan en contexto dos posiciones similares pero diferentes. En este caso Trump, un presidente que no sabe de política, y López Obrador, que sabe de política pero quizás no sepa economía global”, señaló Moreno.

Para el dirigente cívico, por su experiencia y trayectoria el nuevo presidente de México “no se va a agachar” antes las exigencias estadounidenses.

“Va a hacer todo lo posible para que México merezca al respeto que nos deben”, dijo el dirigente de COFEM, quien considera que los anteriores presidentes mexicanos han sido “muy complacientes” con el Gobierno estadounidense.

Oscar Chacón, director ejecutivo de Alianza Américas, comparte con el dirigente de la entidad que agrupa a importantes federaciones de mexicanos que residen en Estados Unidos la satisfacción por la manera en que se celebraron las elecciones de este domingo.

“La abrumadora participación en la elección de este año a pesar de las largas líneas, los inicios atrasados y la falta de balotas es causa de celebración”, señaló Chacón en un comunicado enviado a Efe.

Moreno, por su parte, destacó que “se respetó la democracia, ya que ganó el que contó con más votos y el que tuvo el apoyo popular”.

Entre las promesas de campaña de López Obrador, Moreno destacó tres.

“Él prometió acabar con la impunidad, con la corrupción y con la violencia. Con esas tres banderas, que tuviéramos para empezar, que hubiera un nuevo modelo político judicial en México sería excelente”, dijo.

Odilia Romero, representante del Frente Indígena de Organizaciones Binacionales, confía en que AMLO cumpla con lo prometido y en que “los derechos de los pueblos indígenas sean respetados en los proyectos de desarrollo”.

Los indígenas esperan que “este presidente nos tome más en serio”, subrayó Romero.

El senador demócrata de Nueva Jersey Bob Menéndez, miembro del Comité de Relaciones Exteriores del Senado Federal, considera muy importante que la relación entre Estados Unidos y México mejore.

“Ahora más que nunca, Estados Unidos necesita fortalecer su relación con México. Nuestra amistad se nutre de una historia común y de valores compartidos, así como de nuestros vínculos he intereses económicos y de seguridad”, señaló en una declaración enviada Efe.

Entre los puntos candentes de la relación bilateral están no solamente el tema de la inmigración ilegal y el control de la frontera, sino también aspectos económicos como la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) entre México, EE.UU. y Canadá.

Trump dijo hoy que creía que López Obrador va a intentar ayudar a Estados Unidos en la frontera.

“Tenemos unas leyes fronterizas increíblemente malas, leyes de inmigración que son las más débiles del mundo, de las que todo el mundo se ríe. Y México tiene leyes migratorias muy fuertes, así que pueden ayudarnos hasta que arreglemos las nuestras”, aseguró Trump.

En cuanto al TLCAN, Trump indicó que habló con el presidente electo “sobre un acuerdo por separado, solo entre México y Estados Unidos”.

El propio López Obrador, que asumirá la Presidencia el 1 de diciembre, dijo en un mensaje por Twitter que le propuso a Trump “explorar un acuerdo integral de proyectos de desarrollo que generen empleos en México y con ello, reducir la migración y mejorar la seguridad”.

De acuerdo con el avance del Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), con un 64 % de los votos escrutados, López Obrador obtuvo un 53,4 %, una victoria sustentada en la movilización de su Movimiento Renovación Nacional (Morena) y la promesa de acabar con la corrupción para ayudar a los más necesitados.