Ciudades celebran semana del inmigrante con mensaje contra la división

El evento, a cargo de la organización Welcoming America, realizará unos 700 eventos en todo el país, incluyendo ciudades como Denver, Birmingham, Boise y Albuquerque, entre otras. La "Semana de Bienvenida" coincide con las celebraciones del Mes de la Herencia Hispana.

A pocas calles del bullicio de las máquinas tragamonedas, de las luces multicolores en el conocido Strip de Las Vegas, Nevada, vive una emprendedora comunidad latina que lucha día a día por superarse y salir adelante. Procedentes de diferentes lugares del continente americano, los latinos se ven obligados a adaptarse a una nueva cultura, vencer la barrera del idioma, integrarse a la sociedad y abrirse camino en medio de la adversidad económica con la esperanza de poder lograr el sueño americano. Foro Archivo EFE/Hernando Amaya
EFE

DENVER, CO.- Varias ciudades celebran a partir de hoy la “Semana de Bienvenida” a los inmigrantes con un mensaje contra la división y de reconocimiento por el “valioso aporte” de estas comunidades a la economía, la cultura y la sociedad.

El evento, a cargo de la organización Welcoming America, realizará unos 700 eventos en todo el país, incluyendo ciudades como Denver, Birmingham, Boise y Albuquerque, entre otras.

La “Semana de Bienvenida” coincide con las celebraciones del Mes de la Herencia Hispana, que desde el sábado 15 de septiembre destaca la influencia profunda y positiva de millones de latinos en Estados Unidos.

Hay más de 57 millones de hispanos en el país (el 34,2 % son inmigrantes y el 65,8 nacidos en territorio estadounidense), la minoría étnica más numerosa y en aumento constante que podría alcanzar en 2060 los 119 millones, según datos de la Oficina del Censo.

“Sin importar dónde haya uno nacido o qué aspecto tenga, o el lenguaje que uno hable o cómo rece, todos somos Denver”, expresó el alcalde de Denver, Michael B. Hancock.

En Denver “todos son valorados y aceptados”, manifestó.

El alcalde aprovechó para rechazar los “esfuerzos para dividir a nuestra comunidad”.

“Somos mejores cuando estamos unidos en nuestros esfuerzos para construir un hogar para nosotros mismos y para nuestras familias en una ciudad sólida y vibrante”, aseguró.

La Comisión de Inmigrantes y Refugiados de Denver señaló que el propósito de la Semana de Bienvenida es “concientizar a los nacidos en este país sobre los beneficios de darles la bienvenida a todos”.

Destacó igualmente el propósito de “demostrar públicamente la aceptación de inmigrantes y refugiados”.

En Denver residen unas 705.000 personas, incluyendo unos 112.000 extranjeros, 16 % de la población local, según la Oficina del Censo.